FERBLOGTV

Watch live streaming video from ferblog at livestream.com

TRADUCTOR

jueves, 11 de diciembre de 2008

A PROPÓSITO DE LOS AUTOS USADOS, NUEVOS Y CHINOS

Ha causado un gran revuelo la aprobación de un dictamen en la Comisión de Transportes del Congreso, a través del cual se amplía el plazo de importación de autos usados a través de Tacna hasta el año 2010.

Lo que no se dice es que una regla en el mundo moderno es que los combustibles más contaminantes tienen una mayor imposición tributaria. Es decir, se aplica mayores impuestos al petróleo que a la gasolina.

En este sentido, si lo que realmente se quiere es disminuir los niveles de contaminación, existen dos posibilidades: prohibir la importación de autos “petroleros nuevos o usados”, o aplicar un impuesto selectivo al consumo alto al petróleo, como ocurre en otros países. O quizás aplicar ambos criterios.

Esto pasaría por un proceso progresivo de renovación del servicio de transporte público urbano e interprovincial. En principio de los buses que consumen grandes cantidades de petróleo y por ende emiten una alta carga de contaminantes. Luego las famosas combis de la muerte, que en su gran mayoría son petroleras.

Por otro lado, si bien es cierto el ingreso de estos autos usados por años ha causado una merma en las ganancias de los comerciantes de autos nuevos, esta situación se ha revertido durante los últimos años. La venta de autos nuevos se ha incrementado de manera importante, lo que ha generado pingues utilidades a estas empresas comercializadoras.

Lo que realmente se presenta como una amenaza para estas empresas comercializadoras, es el próximo ingreso de vehículos chinos. Se trata de vehículos con diseños que no tienen nada que envidiar a los que se encuentran en el mercado y que sin duda ingresarán con precios muy por debajo del costo actual de los vehículos que se encuentran en el mercado.

Pero el ingreso al mercado de vehículos chinos a precios competitivos no sólo afectará la venta de los vehículos nuevos que actualmente se han posicionado en el mercado, sino que afectará a los vendedores de vehículos usados en Tacna.

Los precios de vehículos chinos estarán tan próximos a los vehículos usados y con timón cambiado que se ofrecen en Tacna, que gran parte de sus habituales compradores optarán por un auto chino nuevo y con garantía. Es decir, el mercado se hará cargo del tema sin necesidad de convulsionar Tacna con una medida traumática.

En conclusión para resolver el problema solo se requiere de decisión política para gravar como corresponde a los combustibles contaminantes y el mercado hará lo propio respecto a la venta de autos usados.

No hay comentarios.: